Cómo cuidar una iguana

¿Has pensado alguna vez en montar un terrario para iguanas? Las iguanas son uno de los reptiles más idóneos para los principios en el mundo de los animales exóticos. Y es que se trata de un reptil que no requiere de cuidados especiales para mantenerlo en perfectas condiciones y poder disfrutar de un animal de estas características en casa. Pero, ¿cómo cuidar una iguana? A lo largo de este artículo vamos a explicarte cómo mantener una Iguana Verde (también conocida como Iguana Iguana o Iguana Común).

Antes de lanzarnos a la aventura debemos de tener en cuenta varios factores importantes para poder mantener en perfectas condiciones una iguana. Desde el tipo de terrario hasta la temperatura, humedad y alimentación que requieren estos reptiles. Bien, vayamos por partes para detallar cada uno de ellos.

Terrarios para iguanas

La iguana es un reptil que puede llegar a alcanzar unas dimensiones considerables. Es por ello que, independiente de si compramos un terrario de cristal o un terrario de malla metálica, deberá de ser de un tamaño importante. El terrario debe ser más alto que largo, y el tamaño mínimo debe ser el siguiente: 150 x 150 x 75 cm. A partir de dicha medida, cuando mayor sea el terrario, más a gusto estará la iguana.

Un terrario para una iguana es algo más específico que los típicos terrarios que se venden en grandes superficies a modo de juguete. Como un terrario en principio, será para toda la vida de nuestro animal, conviene hacer una buena elección a la primera. Podemos realizar la compra en las tienda de mascotas que suele haber en cada centro comercial o en exofauna (tienda especialista en este tipo de animales exóticos. Os dejo el enlace tanto de los terrarios de plastico como de los de cristal.
terrario-para-iguana1

El sustrato más idóneo para el terrario puede ser corteza de árbol, césped artificial o musgo. En definitiva, cualquier tipo de sustrato tropical disponible en el mercado nos irá bien. Se recomienda cubrir unos 12 cm (de alto) el suelo con el sustrato ya que las iguanas pueden escarbar en él. A ello debemos de sumar unas plantas y raíces para que las iguanas puedan escalarlas y añadir algún refugio. Tampoco nos olvidemos del bebedero y comedero pertinente.

Temperatura, humedad e iluminación para iguanas

La temperatura a la que debe estar nuestra iguana debe rondar los 30-35ºC durante el día y descendiendo dicha cifra unos 5ºC por la noche. En cuanto a la humedad, si tenemos en cuenta que se trata de un animal cuyos hábitats tienen un clima tropical, deberá tener una humedad ambiental alta, que ronde el 75%. Para ello, podemos ayudarnos de un pulverizador de agua para rociar el terrario varias veces al día, o instalar un sistema de lluvia automático.

Las iguanas necesitan de una fuente de radiación UVA que estimule su comportamiento natural y UVB para la formación de vitamina D3 y el y el metabolismo del calcio. Su ciclo natural día/noche es de unas 12/12 horas. Durante el ciclo diurno suministraremos mediante un tubo fluorescente de rayos UVB.

La alimentación de las iguanas

A la hora de alimentar nuestra iguana, debemos de tener presente que su dieta se debe componer casi íntegramente por pienso específico para iguanas combinado con vegetales frescos (lechuga, espinacas, escarola, remolacha y acelgas).

Por otra parte, podemos usar un terrario de plástico para conservar debidamente el alimento vivo para mantenerlo duramente más tiempo ya que las iguanas sólo se alimentan de insectos de manera ocasional.

Fuente: Wikihow

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*