10 consejos para cuidar de un perro anciano

Lleva toda su vida con nosotros y observamos que se va haciendo mayor. Ya no soporta paseos tan largos, ni nos pide juegos con asiduidad, han comenzado algunos achaques como artrosis o próstata y duerme la mayor parte del día. Así como con los cachorros debemos tener cuidados especiales, con los perros ancianos también podemos seguir unas recomendaciones para mejorar su estado físico y emocional y lograr que disfrute hasta el último momento.

  1. Haz que dé paseos cortos y frecuentes, en lugar de uno solo y largo.
  2. Sácalo después de cada comida, justo antes de acostarte y a primera hora de la mañana.
  3. No permitas que se vuelva sedentario: con los paseos que te hemos recomendado e insistiéndole en jugar en pequeñas dosis conseguirás que mantenga cuerpo y mente activos. ¡Enséñale nuevas órdenes!
  4. Cepíllalo con asiduidad. Contribuye a mejorar la circulación sanguínea.
  5. Cuida de su zona de descanso: proporciónale un lecho blando y cálido.
    No descuides su peso. Se mantendrá más sano si no engorda.
  6. Dale de comer con mayor frecuencia y en menor cantidad.
  7. Cámbiale la dieta según sus necesidades médicas.
  8. Observa sus dientes y encías. Si mantenemos su boca lo más limpia y sana posible evitaremos la caída de piezas antes de tiempo, infecciones y dolor.
  9. Realiza visitas rutinarias a tu veterinario. Una analítica general y revisiones cada cierto tiempo pueden detectar enfermedades en su primera fase lo que facilita su mejora y evita sufrimientos innecesarios.

 

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*